jueves, 20 de mayo de 2010

SE ESTRENO EN CANNES "OCTUBRE" DE LOS HERMANOS VEGA


El site español Letras de Cine publica diariamente encuestas a críticos de habla hispana (mayoritariamente españoles y argentinos) sobre las películas que vienen presentándose en el Festival de Cine de Cannes.
Hoy se estrenó en Un Certain Règard la cinta peruana Octubre de los hemanos Daniel y Diego Vega.
El balance de Letras de cine es muy favorable.
RPP reproduce un cable de la Agencia EFE sobre la ovación cerrada del auditorio luego de terminada la proyección.
Felicidades hermanos Vega. Felicidades cine peruano.
Oscar Contreras Morales.-

http://letrasdecine.blogspot.com/2010/05/cannes-2010-diego-vega-y-daniel-vega.html

Los cineastas Daniel y Diego Vega celebraron hoy el estreno en el Festival de Cannes de su cinta "Octubre", su primer largometraje, en el que se ofrece una particular mirada al Perú "pirata".

"En Perú hay mucha moneda falsa y es común", comentó Daniel Vega a Efe después del pase -recibido con una ovación en el Festival que les sorprendió gratamente- de una cinta elegantemente filmada, que surgió "a partir de ver películas".

"Y específicamente "El Dinero" de Robert Bresson", completó el autor acompañado de su hermano, Diego, la segunda parte de este tándem cinematográfico que presenta su "ópera prima" en "Una cierta mirada", sección paralela del Festival de Cannes.

El dinero falso tiene su importancia en la cinta de los hermanos Vega, donde el personaje principal es un prestamista que se encuentra inesperadamente con un billete falso de 200 soles en sus manos y del que no consigue desprenderse.

"Un billete falso que viaja" era una de las ideas originales con las que contaban los hermanos Vega, que encontraron en esta circunstancia un motivo para desarrollar la historia del prestamista, que se cruza en su vida con una mujer religiosa, desesperada.

"A partir de ahí comenzamos a desarrollar varias historias, en función de por dónde pasaba ese billete", explicó Daniel, quien agregó que en esos relatos aparecían siempre familias, con el denominador común de ser unidades desestructuradas: "faltaba alguien, la madre, se llevaban mal...".

"Con el tiempo nos centramos en la posibilidad de que un tipo, el protagonista, un prestamista, tuviera la oportunidad de formar una especie de familia".

Rodada no precisamente con excesos -en el rodaje se gastaron 75.000 dólares (59.600 euros)- la limitación presupuestaria coincidió con la idea estética que ambos hermanos querían para el filme, en donde la cámara no se mueve: la película es una sucesión de cuadros cuidadosamente compuestos.

"Es un presupuesto bajo pero hay gente de "guerrilla", que están haciendo películas de muy bajos presupuestos", admitió Diego a propósito de las dificultades a las que se enfrenta la cinematografía peruana actual.

"El guión estaba salpicado todo el tiempo de manera inconsciente con imágenes del Señor de los Milagros", recordó Daniel, quien explicó que un documentalista en Madrid les hizo ver ese elemento y por eso decidieron contextualizarlo en octubre, clave en Perú por muchos motivos, entre ellos las manifestaciones religiosas durante ese mes.

"La religión en un país como el nuestro está en el subconsciente, está presente y eso está de acuerdo a tu educación y a tu experiencia", admite Daniel al hablar del personaje de Sofía (interpretado por Gabriela Velásquez), una mujer "desesperada".

"Cuando estás solo y desesperado, generalmente recurres a algo, te agarras a algo. Ella está desesperada, muy contenida, pero está absolutamente desesperada y octubre es su momento", añadió.

El personaje de Sofía emprende una relación especial con Clemente (papel que interpreta Bruno Odar), en torno al cual se empieza a construir una familia, o más bien un pequeño grupo humano cuyos miembros se apoyan unos a otros.

Los hermanos Vega, que se han formado en Perú y en España, son conscientes del buen momento que el cine de su país tiene ahora por su presencia en Cannes y en los dos años precedentes, con cintas de repercusión mundial, como "La teta asustada", de Claudia Llosa.

"En dos años el cine peruano ha estado en el ojo del mundo", reconoce Diego, quien contó que esta presencia internacional de cine hecho en Perú "debe ser como un espejo para la gente, y cada vez se presentan más proyectos".

"La presencia en los festivales facilita las cosas a la gente, aunque sigue siendo igual de complicado (...) esto nos favorece más a nosotros que al colectivo peruano, pero algo de rebote cae", admite Diego.

"Mi teoría es que todo lo que el fútbol no nos ha dado a Perú nos lo está dando el cine ahora", remata Daniel.
EFE-

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada