sábado, 10 de julio de 2010

PHILLIP BUTTERS: LO MEJOR DEL MUNDIAL HAN SIDO LAS VUVUZELAS


Mañana termina el Mundial de Sudáfrica, un Mundial que será más recordado por un pulpo adivino que por un gran jugador. Sin un Pelé, un Maradona o un Romario que nos deslumbre, solo nos queda esperar que el partido de mañana no se defina por penales. Phillip Butters piensa igual.
Escribe Gonzalo Pajares Cruzado, para http://www.peru21.pe/

Este ha sido el peor Mundial de la historia: por las ausencias, por los fracasos –Italia, Francia; Rooney, Messi, Eto’o–, por los arbitrajes, por la pelota, por la desorganización, por los resultados bizarros y absurdos. Acaso lo más bonito del torneo han sido las vuvuzelas”. Phillip Butters, el polémico periodista deportivo, da su opinión sobre el Mundial de Sudáfrica.

¿Hubo fútbol?
Muy poco. Brasil lo puso, también España, Holanda tuvo chispazos –el partido con Brasil fue totalmente extraño–, Alemania cuando le metió un baile a Argentina…

¿Cree que Brasil puso fútbol?
Claro. A Holanda le metió un baile en el primer tiempo. El problema es que lo puso a cuentagotas, a lo Dunga. Fue un Brasil especulativo que no me gustó.

Entonces, ¿por qué afirma que puso fútbol?
Es que trato de rescatar lo poco que hubo. Estoy siendo 'Phillip Belmont’, recontra positivo (risas). Lo mejor que se ha visto, como fútbol, ha sido el partido que España le ganó a Alemania. Alemania intentaba y España lo maniataba, porque era superior. En cambio, el partido entre Alemania y Argentina fue un abismo: Argentina no tenía recursos grupales. Maradona fue un gran jugador, pero como entrenador no es mejor que usted (risas).

¿Ha visto cómo han recibido los argentinos a su selección?
Es un tema de psicología social. Cuando el individuo se masifica, se estupidiza. Argentina es un país pasional e irracional, fanatizado por el fútbol.

¿Y qué es España?
Los catalanes dicen que es el Barza reforzado. En el fútbol no hay verdades absolutas… y el buen trato de pelota también es algo histórico en el Real Madrid, distinto es que haya perdido la brújula en los últimos años. Sucede que España, como selección, era una 'furia’ que duraba poco: tenía jugadores con grandes chispazos pero, como equipo, no mantenía el ritmo. Butragueño es tan bueno como Villa; Michel, como Xavi. La diferencia está en que hoy hay cinco jugadores más.

¿Recuerda cómo salió Del Bosque del Real Madrid? Decían que no era entrenador. Para usted, ¿lo es?
Es un entrenador regular con jugadores extraordinarios.

El entrenador de Holanda era un desconocido. Pero ha llevado a una Holanda sin Cruyff, Neeskens, Gullit o Van Basten a una final.
¿Usted cree que solo por un Mundial se puede generalizar? Hay cosas absurdas. En el partido de Holanda contra Brasil pasaron cosas que no tienen que ver con la lógica. A Felipe Melo se le salió la cadena. No es normal que un solo jugador embista a su arquero, haga un autogol, se deje ganar un cabezazo por un jugador de 1.70 y, encima, pise a un tipo y se haga expulsar. Esto se debe analizar psicológicamente, no futbolísticamente. ¿Quién puso a Melo? Dunga. A este señor lo llevas al País de las Maravillas y pide un helado de caca (risas)… lo que es, en el fondo, este Mundial.

¿Quién es peor: Dunga o Maradona?
Dunga es entrenador; Maradona no.

¿Por qué no explotó Messi?
Porque le pesa la camiseta. Messi ha tenido todo lo que ha querido: el entrenador, los compañeros, la posición dentro del campo… le daban la pelota 50 veces. Le falta lo que ponen las gallinas, el 'fuego sagrado’. ¿Por qué es tan difícil aceptar que hay jugadores a los que les pesa la camiseta?

Después del partido con Australia, los comentaristas decían: “Alemania ha cambiado su historia: ahora juega”…
Muchos comentan porque les contaron o porque les dijeron, y no se toman el trabajo de revisar el archivo. Allí se darían cuenta de que Beckenbauer y Breitner jugaban como los dioses, que Hölzenbein era un wing de aquellos y que Gerd Müller es superior a Klose y a Podolski juntos. Alemania siempre ha jugado bien, sucede que la gente quiere vender un titular. Decir que Alemania no juega es como decir que Messi es mejor que Maradona. No todo puede ser estadística, títulos. Lo que pasa es que el fútbol es un deporte y, también, un arte.

¿Qué piensa de lo que hicieron los uruguayos?
Ha sido notable por la voluntad, lo que nos prueba que, cuando uno no tiene un gran talento en la vida, no solo vale la inspiración; también, la transpiración. La humildad de Tabárez y de sus jugadores, el aceptar sus carencias, el buscar los partidos de acuerdo con sus limitaciones y con las debilidades del rival, me emocionaron. Los últimos minutos contra Holanda fueron enternecedores, los cristianos frente a los leones... y casi ganan los cristianos.

¿Qué muestra el penal pateado por el 'Loco’ Abreu ante Ghana?
Cancha y concha. Habilidad y coraje, pues.

¿Qué nos muestra la mano de Luisito Suárez?
El instinto de supervivencia. No hizo trampa, cometió una falta. Yo hubiese hecho lo mismo, pero no lo que hizo Maradona ante los ingleses.

¿Esas jugadas reflejan la personalidad de un país?
Así es: los argentinos dicen que el fútbol es para los vivos, es decir, que vale la pena robar. ¿Qué pasa cuando los vivos son los otros?

Haga del pulpo Paul y dígame quién campeona...
Por como juega, yo quiero que campeone España. Holanda no le ganó a Brasil; Brasil se suicidó. Esta Holanda, aunque haya ganado todos sus partidos, no es la 'Naranja Mecánica’. Afirmar esto ya es una manifestación de ignorancia. Holanda ha ganado con un gol –el segundo ante Uruguay– en off side. España, en cambio, ha ganado en base a la virtud propia y no esperando el error ajeno.

Si campeonara España, ¿este Mundial dejaría de ser 'helado de caca’?
No, pero sería un pequeño bálsamo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada